Dürr entrega el nuevo mega taller de pintura a SAIC Volkswagen

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Historias de Exito
Visualizaciones del artículo Leído  1032  veces
Tags del artículo

Una línea de pintura inteligente registra alrededor de 3.500 puntos de datos digitales por cada carrocería individual, muchos gigabytes de datos en valores de proceso de temperatura, presión y humedad

Dürr entrega el nuevo mega taller de pintura a SAIC Volkswagen

A pesar de todas las restricciones causadas por la pandemia del coronavirus, se ha logrado un aterrizaje de precisión: Dürr ha entregado uno de los talleres de pintura más grandes de China a SAIC Volkswagen justo a tiempo. La nueva planta de Anting es una fábrica de superlativos. Cuenta con el doble de capacidad de producción que un taller de pintura estándar, con 120 carrocerías por hora, y detrás de la producción inteligente hay un software y una inteligencia artificial a una escala hasta ahora desconocida.

Una línea de pintura inteligente registra alrededor de 3.500 puntos de datos digitales por cada carrocería individual. Además, los sensores suministran muchos gigabytes de datos en valores de proceso de temperatura, presión y humedad, entre otros aspectos. Esta información constituye la materia prima para aumentar la eficacia global de los equipos (OEE) de un taller de pintura.

La nueva planta de la alianza estratégica SAIC Volkswagen (SVW) cerca de Shanghái, en la que se fabrican varios modelos eléctricos y vehículos con motor convencional, es un excelente ejemplo de la vida real. Dürr ha suministrado toda la ingeniería de la planta y la cartera más completa hasta la fecha de sus productos de software patentados DXQ para fábricas altamente digitalizadas.

Desarrollo paralelo de soluciones digitales e ingeniería de plantas

Desde el principio, la ingeniería mecánica y los conocimientos informáticos han ido de la mano en el proyecto SVW. Las soluciones digitales se han desarrollado en paralelo con la planificación e implementación de la ingeniería integral de la planta -desde el sistema de recubrimiento por inmersión RoDip®, pasando por las cabinas de pintura con separación en seco EcoDryScrubber, hasta el horno y el control de la contaminación del aire-.

El catálogo de requisitos digitales de SVW se ajustaba esencialmente al plan de desarrollo de la Fábrica Digital de Dürr, y como resultado, muchos de los nuevos productos DXQ han llegado a la planta. Durante los 18 meses de duración del proyecto, seis equipos internacionales de desarrollo de productos de Dürr han trabajado hasta con diez desarrolladores en cada caso en las nuevas tecnologías. Se han coordinado muy estrechamente con SVW en metas a corto plazo, como es habitual en el desarrollo ágil.

Para garantizar una instalación de TI lo más fluida posible en China, todas las funciones de software se han probado primero en la sede de Dürr en Bietigheim-Bissingen (Alemania) en un entorno que reproducía fielmente las condiciones en Anting.

DXQcontrol para controlar el mega taller de pintura

SVW usa casi todos los módulos de la solución de software DXQcontrol de múltiples funciones para un control de planta de nivel superior. Permite seguir el ciclo de vida de cada carrocería de principio a fin. Esto comienza con la recepción de un pedido de producción, en el que su información se traduce en etapas de producción concretas. Además de la gestión de los datos del pedido, el módulo DXQbusiness.intelligence de la familia de productos DXQcontrol también se usa de una manera nueva. Por primera vez, los datos de consumo, como el uso de energía, agua o aire, se pueden evaluar históricamente durante periodos largos.

Esto sienta las bases para un funcionamiento sostenible en la planta. Otra innovación es el uso de aplicaciones móviles que proporcionan varios productos de DXQ. Por ejemplo, los empleados pueden gestionar y filtrar las funciones de alarma directamente en el punto de origen de la planta al usar tablets si la línea se detiene.

Una pieza de software de mantenimiento para todos los componentes de un taller de pintura

Para SVW, las versiones móviles también tienen la ventaja de que los empleados pueden acceder a los datos de mantenimiento al usar tablets y escanear los códigos QR de los componentes de la planta. De este modo, la información se puede consultar directamente en el punto de origen. Esto permite que los empleados trabajen de manera más flexible de lo que es posible con los ordenadores fijos.

En SVW de Anting, el software DXQequipment.maintenance se está usando por primera vez para un taller de pintura completo y como versión móvil. El software tiene interfaces con los casi 130 controladores de los equipos de la planta y las usa para determinar la necesidad de mantenimiento de cada pieza del equipo en base a la información actualizada, como horas de funcionamiento o lecturas del contador. SVW también puede incorporar aquí componentes de plantas de otros proveedores.

Optimizar el proceso de pintura con big data

Se recopilan, guardan y evalúan varios terabytes de datos digitales al año por medio de los algoritmos inteligentes de la aplicación DXQplant.analytics en el nuevo taller de pintura. Por ejemplo, si un empleado detecta una irregularidad en la superficie de la pintura durante la inspección de calidad, la introduce en la tablet. DXQplant.analytics correlaciona los resultados de calidad registrados con los datos del pedido (número de producción, derivado, color, etc.) y del proceso en base a la inteligencia artificial para identificar patrones.

Una amplia base de datos permite realizar un seguimiento de las causas de los fallos de manera focalizada y definir medidas. De esta manera, el sistema se puede optimizar de forma permanente. Por primera vez, los datos de procesos de componentes y sistemas de otros proveedores también se evalúan en la SVW de Anting al usar DXQplant.analytics, por ejemplo, en la tecnología de aplicaciones.

Digital justo a tiempo

La pandemia del coronavirus no ha afectado a la fecha de inicio de la producción a pesar de las varias semanas de cierre en China y las restricciones de viaje constantes. La cooperación interna entre la planta de Dürr y los expertos en software de Alemania y China se ha desarrollado sin problemas, y con una mayor dependencia de la comunicación digital que en cualquier otro proyecto anterior.




Descargas