187 robots Comau de última generación en la fabricación del nuevo Fiat 500

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Comau Robotics
Visualizaciones del artículo Leído  1463  veces

Dichos robots integran sistemas de manipulación personalizados para el vehículo eléctrico, entre ellos una pinza especial fabricada mediante impresión 3D

187 robots Comau de última generación en la fabricación del nuevo Fiat 500

Comau ha tenido el placer de colaborar con FCA y Fiat en la fabricación del Nuevo 500. Sus soluciones avanzadas de automatización y sus conocimientos técnicos sobre procesos industriales innovadores han contribuido al desarrollo del primer vehículo 100 % eléctrico de FCA, un producto Made in Turín.

El periplo comenzó simbólicamente en julio de 2019 con la instalación del primer robot Comau, que permitió poner en marcha la línea de producción del nuevo modelo 100 % eléctrico en la histórica planta FCA de Mirafiori. En total se integraron nada menos que 187 robots Comau en las diferentes fases del proceso de fabricación. Un equipo de expertos de Comau trabajó en estrecha colaboración con los diseñadores de la empresa automovilística con el fin de optimizar las líneas de trabajo en lo que supuso un gran ejemplo de fabricación inteligente.

El equipo tuvo que adaptar también los sistemas al nuevo diseño de carrocería de un vehículo emblemática y a las características técnicas de un vehículo 100 % eléctrico.

Concretamente, Comau tuvo que desarrollar y equipar las líneas de montaje de carrocería dedicadas al procesamiento de las piezas estructurales del Nuevo 500, como el suelo de las partes delantera y trasera, los laterales de la carrocería y el bastidor, que se ensamblan y se sueldan para darle forma a toda la carrocería.

Comau ha desarrollado cada robot de manera que pueda realizar con eficiencia todos los procesos especiales que requiere un coche eléctrico, desde las pinzas y demás sistemas de manipulación personalizados hasta un efector especial fabricado mediante impresión 3D para piezas de carrocería móviles.

Además, Comau ha equipado las líneas con sistema de visión avanzados que permiten controlar la calidad del sistema dispensador de adhesivo durante el procesamiento y también al final del ciclo. Con el fin de optimizar y agilizar los cambios de herramienta en línea, se diseñó un sistema cargador articulado que permite montar rápida y fácilmente en los robots los diferentes tipos de herramientas necesarias para cada aplicación.

Comau ha contribuido también al diseño de la línea robotizada de montaje final. Tras las fases de chapa (en la que se da forma a la carrocería del Nuevo 500), la de pintura y la de tratamiento de superficie, se ensamblan todas las piezas y componentes internos y se optimizan los componentes únicos del coche.

Andrew Lloyd, Director General de Operaciones del departamento de Electrificación de Comau, destacó varios puntos al respecto: «Nuestra experiencia y liderazgo a nivel global en el sector industrial, así como los conocimientos que hemos adquirido en los ámbitos de la electrificación y la digitalización, nos permiten crear soluciones tecnológicas muy innovadoras, flexibles y personalizadas. Este enfoque permite a Comau desarrollar proyectos que apuntan al futuro de la movilidad y las fuentes de energía renovables, como es el caso del Nuevo 500, un vehículo 100 % eléctrico. Así respondemos a las necesidades de un sistema industrial en continua evolución y a las exigencias de los consumidores, que cada vez se interesan más por la sostenibilidad.»

/noticias/marcas/286-comau-robotics




Descargas