Fotocélula miniatura W4F de Sick

Fecha de publicación
Cateogría del artículo SICK
Visualizaciones del artículo Leído  1514  veces
Tags del artículo

La fotocélula miniatura W4F ofrece rendimiento máximo en el mínimo espacio de montaje, comportamiento de conmutación fiable, seguridad de procesos y futuro asegurado

Fotocélula miniatura W4F de Sick

SICK presenta la fotocélula miniatura de última generación W4F bajo la nueva plataforma ASIC para dotar a esta gama de productos de numerosas ventajas para un rendimiento superior. Los nuevos sensores W4F  detectan con la máxima fiabilidad objetos de color negro intenso, muy reflectantes, planos o transparentes pudiendo ofrecer información sobre la distancia, por ejemplo, respecto a la altura de los objetos y, con ello, detectar errores de proceso.

La fotocélula W4F está montada en una carcasa de plástico Vistal® de gran robustez, ofrece funciones de sensores y parámetros de rendimiento que, hasta el momento, solamente eran conocidos en las gamas más altas de productos de SICK W16 y W26. Con ello, se ha adoptado su concepto de manejo Blue Pilot para la W4F. Así, las fotocélulas miniatura de la próxima generación ofrecen la renombrada función Look-and-Feel: una función que ofrece uniformidad y que facilita notablemente a los usuarios el manejo y la puesta en servicio de los sensores.

La plataforma también consigue la mejor supresión de la luz del mercado, tanto artificial como solar, así como la mayor inmunidad a las interferencias frente a todas las perturbaciones ópticas conocidas. El concepto de manejo Blue Pilot, así como las innovadoras opciones de supervisión logran que la configuración y la supervisión de los sensores sean de una sencillez inigualable.

La comunicación IO-Link y las nuevas funciones inteligentes para la supervisión y diagnosis de sensores permiten la conexión del mundo digitalizado de máquinas y aplicaciones. En resumen: la nueva fotocélula miniatura ofrece un rendimiento máximo en el mínimo espacio de montaje, comportamiento de conmutación fiable, seguridad de procesos y futuro asegurado, incluso con las nuevas aplicaciones que inaugura la propia W4F.

El nuevo ASIC ofrece un aumento del rendimiento

La base para este rendimiento es el desarrollo de un nuevo ASIC. Este permite operar simultáneamente tanto los LED emisores localizadores así como los LED Difuss, sin que el sensor se caliente de manera apreciable. Con esto se evita el riesgo de que se produzca un fallo condicionado por la temperatura. Además, el ASIC digitaliza las corrientes de fotones de la luz reflejada directamente en cada píxel del receptor multipixel.

De esta manera, los sensores alcanzan una sensibilidad muy elevada, es decir, que se consiguen grandes alcances y un comportamiento de detección seguro incluso sobre superficies de objetos que reflejan mal la luz.

Los filtros digitales del ASIC garantizan, al mismo tiempo, la mejor supresión de luz artificial existente, hasta el momento, en el mercado. Esto garantiza la fiabilidad de los procesos. Por otro lado, pueden transmitirse datos adicionales de proceso y de diagnosis, así como otras informaciones relevantes para el funcionamiento como temperaturas u horas de funcionamiento.

La W4F ofrece, por tanto, la más alta densidad de potencia y la mayor seguridad funcional del mercado. Los usuarios se benefician de una disponibilidad continua y libre de errores de los sensores, así como de un funcionamiento de sus máquinas a prueba de fallos.

Optical Standard, Optical Experts: la solución con sensores más adecuada para cada tarea

La gama de la W4F Next Generation está compuesta de dos segmentos de sensores, denominados Optical Standard y Optical Experts. Los sensores del segmento Optical Standard —una barrera emisor-receptor y una fotocélula de reflexión, cada una con grandes alcances y dos fotocélulas de detección sobre objeto con supresión de fondo— demuestran su eficacia como un producto potente para cualquier tarea en la detección de objetos que permite el ahorro de espacio.

Uno de los fotocélulas de detección sobre objeto ofrece una geometría de haz de luz y punto especialmente concentrada (Narrow-beam). Gracias a ello, el sensor es capaz de detectar con seguridad incluso objetos de color negro intenso con menos de un uno por ciento de reflectancia.

Más información

/noticias/marcas/16-sick




Descargas