ABB disminuye en un 7% sus ingresos en 2020 con signos de recuperación en el cuarto trimestre

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Empresas
Visualizaciones del artículo Leído  1178  veces
Tags del artículo

Los pedidos fueron un 8% inferiores en Europa, un 12% inferiores en toda América y un 1% inferiores en la región AMEA (2% comparable). China se mantuvo estable. El beneficio derivado de las operaciones fue de 1.593 millones de dólares, un 18% menos que 2019

ABB disminuye en un 7% sus ingresos en 2020 con signos de recuperación en el cuarto trimestre

Los pedidos fueron un 7% (6% comparable) con una cifra de 26.512 millones de dólares, viéndose todas las áreas de negocio, en su conjunto, afectadas por la COVID-19. En Robotics & Discrete Automation, los trastornos provocados por la COVID-19 no hicieron sino agravar la mala racha de ciertos mercados y los pedidos en las diversas áreas de negocio disminuyeron un 12% (12% comparable). Otras áreas de negocio cosecharon mejores resultados al registrar descensos leves a moderados en los pedidos con respecto al mismo periodo del año anterior.

En detalle, los ingresos de Motion fueron un 2% inferiores, Electrification 6% inferiores, Industrial Automation 8% menos mientras que los ingresos de Robotics & Discrete Automation descendieron en un 12%. Los pedidos de las soluciones digitales de ABB crecieron satisfactoriamente. La pandemia aceleró la aceptación por parte del cliente de la puesta en marcha y el aumento en la adopción de los servicios digitales remotos. Los pedidos fueron un 8% inferiores en Europa (7% comparable), un 12% inferiores en toda América (un aumento del 10% comparable) y un 1% inferiores en la región AMEA (2% comparable), impulsados por los sólidos avances en China, con pedidos estables (hasta un 3% comparable). Los pedidos de servicio, que supusieron un 18 por ciento del total, fueron un 15 por ciento inferiores (14 por ciento comparable).

El beneficio derivado de las operaciones fue de 1.593 millones de dólares, lo que supone un descenso del 18% respecto al mismo periodo del año anterior. Este resultado para el ejercicio incluye los gastos de reestructuración y otros gastos asociados de 410 millones de dólares, aproximadamente 300 millones de dólares en concepto de deterioro del crédito mercantil, así como aproximadamente 200 millones de dólares en gastos debidos a las modificaciones en las obligaciones relacionadas con los negocios desinvertidos.

El margen EBITA operativo1 , de 2.899 millones de dólares, fue un 7 por ciento inferior con respecto al mismo periodo del año anterior. El margen operativo del 11,1 por ciento fue estable y estuvo respaldado por la ejecución de las medidas de eficiencia, particularmente en Electrification, así como las reducciones de costes en todas las áreas de negocio. El EBITA operativo tanto corporativo como de otros tipos aumentó en 243 millones de dólares.

"2020 ha sido un año fuera de lo común en el que los acontecimientos del mercado han estado dominados por los retos que ha planteado la pandemia. Agradezco la velocidad y dedicación con la que el equipo de ABB ha aplicado sus medidas paliativas priorizando siempre la salud y seguridad de nuestros empleados y de los clientes. Hemos avanzado en importantes aspectos en 2020 con el lanzamiento del modelo operativo descentralizado ABB Way, nuestra estrategia de sostenibilidad a largo plazo y el proceso iniciado para el abandono de tres de nuestras divisiones. Con esta precisa estrategia, nuestra excelente base tecnológica y una posición financiera más sólida, ABB está bien situada para hacer frente al 2021 y a los años venideros", afirmó Björn Rosengren, CEO de ABB.

Cuarto trimestre de 2020

El rendimiento en el cuarto trimestre fue sólido. Los avances en los pedidos durante el cuarto trimestre se vieron impulsados por el sólido crecimiento en los segmentos de producto de ciclo corto que lideró China. Es destacable la obtención de grandes pedidos 5 en Industrial Automation. No obstante, estos resultados se vieron ensombrecidos en cierto modo por la caída en las actividades de servicios. Los márgenes operativos de Electrification y Motion aumentaron con respecto al mismo periodo del año anterior, respaldados por volúmenes en gran medida estables y por la mitigación de costes, mientras que el rendimiento en Industrial Automation y Robotics & Discrete Automation se vio limitado por los efectos combinados negativos y, en el caso de Industrial Automation, por gastos de proyecto específicos. Las medidas tomadas para mejorar la rentabilidad a largo plazo, reforzar la flexibilidad financiera de ABB y disminuir los riesgos del balance general también se ven reflejados en los resultados de este trimestre.

Aspectos estratégicos destacados e implantación de ABB Way durante 2020

Durante el año 2020, la dirección comunica que alcanzó logros clave en aras de la centralización y simplificación de ABB, inicialmente establecidos en el cuarto trimestre de 2018. La desinversión en el negocio Power Grids se cerró, tal como estaba planeado, el 1 de julio de 2020, lo que solidificó así el valor para los accionistas y fortaleció la orientación del Grupo hacia los clientes industriales. Introdujimos a principios del tercer trimestre de 2020 un modelo operativo descentralizado con divisiones en el nivel operativo más alto de ABB además de un sólido proceso de tarjetas de puntuación y gestión del rendimiento. El objetivo de la compañía de desinvertir en tres de sus divisiones de alta calidad a su pleno valor está avanzando según se había planificado.

La dirección recibió gratamente la consecución del objetivo de ahorro neto de 500 millones de dólares anual proyectado por el Grupo mediante el programa de simplificación ABB-OS durante el cuarto trimestre de 2020, un año antes de lo previsto.

Asimismo, la compañía redujo sus obligaciones de deuda brutas en 2.900 millones de dólares durante 2020 mediante el reembolso tanto programado como temprano de sus obligaciones y la reducción de sus líneas de crédito pendientes. El pago temprano de las obligaciones queda reflejado en la cuenta de resultados del cuarto trimestre como gastos financieros progresivos de aproximadamente 160 millones de dólares.

Durante el segundo semestre de 2020, ABB transfirió además a terceras aseguradoras ciertas obligaciones asociadas a sus planes de pensiones. Estas han asumido la obligación de pago de todas las pensiones e incentivos debidas a los correspondientes beneficiarios de los planes. En total, estas transacciones abarcan una cifra estimada de 2.500 millones de dólares en obligaciones de pensiones que estaban infrafinanciadas en aproximadamente 770 millones de dólares.

Perspectivas para 2021

La incertidumbre del mercado debido a la COVID-19 aumentó a lo largo del cuarto trimestre. La perspectiva sigue siendo algo tibia para sectores como petróleo y gas, generación de producción de energía o naval, mientras que los costes de las materias primas aumentan. A pesar de ello, existen indicios de avances positivos en los sectores de industria general y fabricantes de máquinas, al tiempo que esperamos un sólido crecimiento en los mercados finales, que incluyen construcción, distribución eléctrica, centros de datos, electrónica de consumo, así como alimentación y bebidas.

Con este trasfondo y con una desfavorable base de comparación para el primer trimestre de 2021, ABB prevé regresar a los avances positivos en los pedidos con respecto a años anteriores a lo largo del segundo trimestre. Está previsto que el crecimiento de ingresos comparables sea sólido durante el primer trimestre al estar respaldado por la conversión de la cartera de pedidos, si bien es cierto que es probable que Industrial Automation (en adelante, Process Automation) experimente mayores dificultades. Se espera que el margen EBITA operativo del grupo presente una clara mejora con respecto al mismo periodo del año anterior, respaldado por las mejoras en la mayoría de las áreas de negocio, y que permanezca en gran medida estable según progrese el ejercicio.

La hipótesis de base de la dirección prevé una mejora gradual en las condiciones de los mercados a medida que avance el 2021. No obstante, el futuro se presenta imprevisible, en particular en lo que se refiere a la recuperación del mercado de servicio de Process Automation. Habida cuenta de ello, ABB prevé que el crecimiento de ingresos comparables esté en su mayor parte en consonancia con su horquilla de objetivo a largo plazo, y espera una clara acumulación de margen para la totalidad del año 2021 respecto al año 2020 en su conjunto. ABB espera además una sólida acumulación del dividendo por acción (EPS)8 , así como un flujo de caja robusto para el periodo anual.