Nuevo Reglamento de Máquinas para la UE en camino: ¿qué modificaciones sobre la seguridad abordará?

Fecha de publicación
Cateogría del artículo Tecnología
Visualizaciones del artículo Leído  1447  veces

Pilz, como empresa experta en la integración de sistemas de seguridad y certificación de aplicaciones automatizadas y robóticas, analiza los cambios que supondrá a actualización de la Directiva de Máquinas 2006/42/CE

Nuevo Reglamento de Máquinas para la UE en camino: ¿qué modificaciones sobre la seguridad abordará?

Con la rápida incorporación de nuevas tecnologías en todos los sectores industriales, las normativas que fijan los requisitos esenciales de seguridad para máquinas se quedan obsoletas inevitablemente con el paso de pocos años. En este contexto, es necesario establecer modificaciones para adaptar los estándares marcados a las nuevas particularidades de los sistemas automatizados que se implantan a una velocidad de vértigo y a los desafíos que se derivan de esta digitalización. Mejorar el nivel de seguridad, atender mejor los aspectos de Security e incorporar avances tecnológicos de la Industria 4.0 son algunas de las prioridades básicas en este proceso.

La Directiva de Máquinas 2006/42/CE contempla las principales normas de la UE relativas a la armonización de los requisitos esenciales de seguridad, y se convierte en la base jurídica para cualquier empresa que diseñe, fabrique y distribuya máquinas. Por tanto, es la primera norma que debe evolucionar para adaptarse al gran avance del sector y por ello se ha planteado una modificación cuya publicación está prevista entre 2022 y 2023 a través del nuevo Reglamento de Máquinas para la UE.

De hecho, ya está disponible el borrador Regulation of the European Parliament and of the Council on Machinery Products, que sustituirá la versión vigente publicada en 2006 y que se lleva aplicando desde el 29 de diciembre de 2009. Conocer la actualización de la directiva y los nuevos requisitos que supone es esencial tanto para los fabricantes de máquinas y las empresas que las incorporan en sus instalaciones, como para los integradores y certificadores de estos sistemas. Pilz, como empresa experta en automatización segura y que lleva a cabo esta tarea tras años de experiencia en todo tipo de sectores, analiza las modificaciones que se producirán según lo actualmente previsto en el margen de los próximos dos años.

Máquinas sujetas a verificación y modificaciones sustanciales

Una de las principales modificaciones planificadas en el nuevo Reglamento UE es la ampliación del listado de máquinas sujetas a verificación. De hecho, se prevé eliminar la posibilidad de que el propio fabricante pueda realizar por su propia cuenta la totalidad del procedimiento de evaluación de la conformidad cuando se apliquen normas armonizadas. De este modo, la seguridad gana terreno, otorgando este proceso a organismos capacitados para garantizar la protección de los operarios.

Más allá de la implementación de sistemas nuevos, el reglamento también ampliará la definición relativa a la “modificación sustancial” de la máquina, así como las consecuencias legales asociadas. Para avalar la seguridad, se exige un procedimiento de evaluación de la conformidad cuando se altera de forma profunda la máquina o cuando se realizan cambios que afectan a los requisitos legales del Marcado CE (según se establece en el artículo 14 de la normativa). En cuanto a las especificaciones técnicas, se admitirá también una presunción de conformidad en caso de cumplimiento total o parcial de estas (artículo 17).

Pero, además, cuando se apruebe la nueva versión está previsto contemplar en la definición de los componentes de seguridad todo aquel software que proporciona una función de estas características (artículo 6).

Para cerrar con las principales modificaciones de la Directiva vigente preestablecidas hasta la actualidad, se autorizará la entrega digital de las instrucciones de uso de las máquinas; aunque, a petición del cliente, el fabricante las proporcionará impresas.

La inteligencia artificial también tendrá nueva regulación

Al mismo tiempo que se publicó este borrador de la Comisión Europea sobre la normativa que regula la seguridad de las máquinas, de forma independiente se estableció también un borrador del Reglamento de la UE sobre inteligencia artificial, para cubrir todos los productos que cuentan con esta tecnología y sus usos. Los requisitos de seguridad para estos sistemas no varían, ya que los efectos de las funciones con IA ya están debidamente valorados con los actuales procedimientos de evaluación de conformidad y la especificación de uso conforme. Pero, en cambio, sí que se especifican con mayor grado de detalle para no dar lugar a malinterpretaciones de la norma.

Próximos pasos para la nueva normativa

Con el plazo de comentarios del borrador del Reglamento ya cerrado, se procederá a discutir las modificaciones planificadas en un procedimiento de codecisión en el seno del Consejo Europeo y del Parlamento Europeo. Estas normas no deben ser transpuestos a la legislación nacional de cada país y entran en vigor con su publicación en el Diario Oficial de la UE.

Una vez transcurridos 30 meses, se sustituirá en la fecha límite la antigua Directiva de Máquinas 2006/42/CE por el nuevo Reglamento de Máquinas de la UE. El periodo transitorio afecta también a la disponibilidad de las máquinas en el mercado, no solo a la comercialización. En consecuencia, cuando se supere un año de la fecha límite, no será posible recomercializar mercancía almacenada.

Pese a que todavía no se han especificado cuáles de las actualizaciones planificadas repasadas anteriormente se incorporarán de forma efectiva en la nueva normativa, los fabricantes de máquinas ya deben estar pendientes del desarrollo de los acontecimientos para adaptarse a ellos en todo momento y garantizar la seguridad en base a las últimas normas aplicables.

Más información